800 007 970 (Gratuito para españa)
658 598 996
·WhatsApp·

19 may 2015

127 HORAS. CADA SEGUNDO CUENTA.

/
Enviado por
/
Comentarios0


ISBN: 978-84-937954-3-6
Editorial: AIBANA PRODUCTORA
Sinopsis: Convertida en una pelúcula de tremendo éxito por el oscarizado director Danny boyle este libro cuenta la historia real y estremecedora de una asombrosa hazaña de supervivencia.

En 2003, mientras estaba en un viaje de senderismo en Blue John Canyon (cerca de Moab, Utah), una roca se desprendió, aplastando su antebrazo derecho y atrapándolo contra la pared del cañón. Ralston no había contado a nadie sus planes de ir de excursión y sabía que nadie estaría buscándolo. Suponiendo que iba a morir, pasó unas cien horas sorbiendo lentamente su pequeña cantidad de agua restante tratando de sacar el brazo. Sus esfuerzos fueron inútiles ya que no podía desalojar su brazo. Con el tiempo se quedó sin agua, talló su nombre, fecha de nacimiento y la presunta fecha de la muerte en la pared del cañón de piedra arenisca, y grabó en vídeo un último adiós a su familia.

Después de cinco días tratando de levantar y romper la roca, el deshidratado y delirante Ralston se dispuso a amputar el antebrazo derecho atrapado con el fin de escapar. Aunque nunca nombró al fabricante de la herramienta, lo describe como lo que obtendrías si compraras una linterna de 15$ y te regalaran una herramienta multi-uso”. Después de liberarse, todavía estaba a veintisiete kilómetros de su vehículo, y no tenía teléfono móvil. Tuvo que hacer rappel en una escarpada pared de 65 pies (19,812 m) y luego caminó por el cañón bajo el caliente sol del mediodía. En el camino se encontró con una pareja de vacaciones de los Países Bajos, Eric Meijer y Monique, y su hijo, Andy, quienes le dieron agua y alertaron a las autoridades. Fue finalmente rescatado por un equipo de búsqueda en helicóptero seis horas después de la amputación de su brazo. Su brazo fue retirado de debajo de la roca y recuperado por las autoridades del parque. Fue incinerado por Ralston. Luego regresó a la escena del accidente con Tom Brokaw seis meses más tarde, en su cumpleaños, por dos razones: para filmar el episodio de NBC Dateline de su accidente, y para esparcir allí las cenizas de su brazo donde él dice, “que pertenecen.” ”

Preparación física en carreras de montaña

Otras colaboraciones