800 007 970 (Gratuito para españa)
658 598 996
·WhatsApp·

7 may 2009

Relación entre frecuencia de nado, velocidad de nado, frecuencia cardiaca y ácido láctico para determinar cargas de entrenamiento con un test progresivo de 5 escalones

/
Enviado por
/
Comentarios0
En el alto rendimiento deportivo es habitual la utilización de test para evaluar el nivel del deportista y determinar las intensidades de entrenamiento. En natación la variable más utilizada para controlar la intensidad de esfuerzo en el entrenamiento de los deportistas es la velocidad de nado.

Autor(es): Fernando Alacid Cárceles (1), Pedro Ángel López-Miñarro (1), Manuel Isorna Folgar (2), David Victoria García (3)
Entidades(es): 1. Universidad de Murcia 2. Universidad de Vigo. 3. Club Natación Marina-Cartagena Áncora.
Congreso: V Congreso nacional de las ciencias del deporte y la educación física
Pontevedra- 7-9 de Mayo de 2009
ISBN: 978-84-613-1660-1
Palabras claves: Frecuencia de ciclo, velocidad de nado, frecuencia cardiaca, ácido láctico, test progresivo.

Resumen relación entre frecuencia de nado, velocidad de nado, frecuencia cardiaca y ácido láctico

En el alto rendimiento deportivo es habitual la utilización de test para evaluar el nivel del deportista y determinar las intensidades de entrenamiento. En natación la variable más utilizada para controlar la intensidad de esfuerzo en el entrenamiento de los deportistas es la velocidad de nado. Esta variable en ocasiones no aporta información suficiente para determinar si los nadadores están entrenando en la franja energética que se ha propuesto, por lo que es necesario controlar otras variables como la frecuencia de ciclo y la concentración de lactato para asegurar que la intensidad de esfuerzo realizada se corresponde con la propuesta.

Dentro del plan de tecnificación de la Federación de Natación de la Región de Murcia se utiliza un test progresivo de cinco escalones de intensidad para determinar el umbral anaeróbico y poder establecer las intensidades de entrenamiento. A través de este test podemos conocer no solo la velocidad a la que deben realizar las tareas de entrenamiento nuestros nadadores, sino también la frecuencia de ciclo y la cantidad de ácido láctico que corresponde a cada intensidad.

Introducción

Los test de lactato son usados habitualmente en el entrenamiento deportivo para la evaluación, control y programación del entrenamiento. El objetivo de estos test es averiguar el umbral anaeróbico del deportista a través de la concentración de ácido láctico en sangre y relacionar esta concentración con otras variables que puedan ser usadas en el trabajo diario, en el caso de la natación velocidad de nado, frecuencia cardiaca y frecuencia de brazada.

La forma más comúnmente utilizada para la determinación del umbral anaeróbico consiste en la realización de un test progresivo con extracción de muestras de lactato. El análisis de las cantidades y evolución de lactato determinan la intensidad de ejercicio (velocidad de nado) a partir de la cual el sistema aeróbico se sobrecarga y la actividad del sistema anaeróbico láctico causa acidosis significativa en la sangre. (Mader, Heck & Hollmann, 1976).

La determinación del umbral a través del lactato puede realizarse de varias formas: concentración fija de lactato (alrededor de 4 mmol/l), incremento a partir del lactato base (1 mmol/l sobre el primer mmol/l a partir del lactato en reposo) y por intersección (momento en el que la cantidad de lactato incrementa de forma lineal respecto al incremento de velocidad de nado) (Maglisco, 2003).

Debido a las dificultades que han existido hasta hace pocos años para extraer y analizar muestras de lactato se ha intentado calcular el umbral anaeróbico mediante diferentes test, no siendo ninguno de ellos concluyente debido a la variabilidad de la frecuencia cardiaca entre atletas y a los cambios que por el entrenamiento puede sufrir la frecuencia cardiaca. (Rutt et al, 1987). No obstante, en nadadores entrenados se considera de forma general que entrenar entre 10-20 pulsaciones por minuto por debajo de la frecuencia cardiaca máxima puede considerarse entrenamiento en umbral anaeróbico, aunque si el nadador no es capaz de mantener la velocidad a estas pulsaciones se le debe permitir entrenar a una frecuencia cardiaca aún menor.

La frecuencia de ciclo es una variable que indica el momento a partir del cual el nadador ha superado su velocidad crítica, velocidad que el nadador puede mantener sin fatigarse, una vez superada esta velocidad la frecuencia de ciclo cambia de forma significativa (Barden, 2009). Así mismo siguiendo el mismo estudio la velocidad crítica determina el momento en que se pasa de un metabolismo aeróbico de baja intensidad a un metabolismo anaeróbico de alta intensidad. Esta podría ser una aproximación al umbral anaeróbico.

La velocidad de nado suele ser la variable más utilizada a la hora de controlar la intensidad del esfuerzo realizado debido a la facilidad con la que esta variable puede medirse en el entrenamiento.

No obstante en este estudio veremos la relación existente entre las cuatro variables descritas (ácido láctico, frecuencia de ciclo, frecuencia cardiaca y velocidad de nado)

Material y método

Se analizaron 15 nadadores (5 chicas y 10 chicos) de categorías infantil, junior y absoluto, finalistas en campeonato de España de edades o absoluto, pertenecientes al plan de tecnificación de la Federación de Natación de la Región de Murcia.

El protocolo consistente en un test progresivo en 8 series distribuidas como sigue.

  • 3 series al 80% de la mejor marca personal (mmp). Al finalizar las tres toma lactato inmediata.
  • 2 series al 85% de la mmp. Al finalizar las dos toma lactato inmediata.
  • 1 serie al 90% de la mmp. Al 1’ y 3’ de finalizar toma lactato, siendo válida la más alta.
  • 1 serie al 95% de la mmp. Al 1’ y 3’ de finalizar toma lactato, siendo válida la más alta.
  • 1 serie al 100% de la mmp. A los 3’ y 5’ de finalizar toma de lactato. Si a los 5’ es más alto que a los 3’ repetir otra toma a los 7’ y así sucesivamente hasta encontrar un valor menor que la toma anterior.

La distancia de las series para velocistas será de 100 metros.

  • En el caso de los estilistas el protocolo será de 8×200 estilos.
  • En el caso de los fondistas las series serán 5 de 400 metros siguiendo el protocolo anterior pero realizando una al 80%, una 85% y el resto igual que se ha expuesto.
  • Tras cada serie se toma la frecuencia cardiaca.
  • En cada serie se registra dos veces la frecuencia de ciclo, en la parte central de la serie y al paso por la mitad de la piscina. Se hará la media de ambas tomas.

Para el registro de la frecuencia cardiaca se usó un pulsómetro POLAR F6.

Para el registro de la velocidad de nado  se usó un cronómetro marca GEONAUTE300, pasando el tiempo a m/s.

Para el registro de la frecuencia de ciclo se usó el mismo cronómetro en la función correspondiente. El registro se hará en dos ciclos completos tomando el primer decimal

Para el registro de la concentración de lactato en sangre se medirá con un aparato marca “lactate-pro”.

Se ha calculado el coeficiente de correlación de Pearson entre las siguientes variables:

  • Concentración de lactato y velocidad de nado.
  • Concentración de lactato y frecuencia cardiaca.
  • Concentración de lactato y frecuencia de brazada.

Resultados

Contenido disponible en el CD Colección Congresos nº 10.

Conclusiones

Las correlaciones encontradas son altas pero nos llama la atención que la correlación entre el lactato y la frecuencia de brazada es superior a la del lactato y la velocidad de nado. Esto nos hace pensar que de cara a afrontar el control de las tareas de entrenamiento además de controlar la velocidad de nado expresada en el tiempo que nuestros nadadores emplean en recorrer las distancias que les hemos propuesto deberíamos controlar también la frecuencia de ciclo con la que consiguen cubrir esas distancias ya que en ocasiones aunque el tiempo sea el deseado según el test de lactato, es posible que el nadador haya debido emplear más frecuencia de ciclo que la determinada para esa intensidad de entrenamiento, por lo que el nadador estará entrenando por encima de la franja energética que queremos desarrollar. Igualmente el nadador puede conseguir los tiempos propuestos según el test de lactato empleando una frecuencia de brazada menor de la prevista por lo que el nadador no se habrá esforzado lo suficiente y no desarrollará la franja energética que nos hemos propuesto trabajar.

Así mismo sería igualmente importante controlar qué frecuencia cardiaca emplean para cubrir las distancias propuestas y cotejar la frecuencia cardiaca con la velocidad de y frecuencia de ciclo.

El parámetro del ácido láctico se presta menos a su medición cotidiana, pero sería conveniente registrarlo eventualmente en alguna tarea de entrenamiento para contrastar estas muestras con las obtenidas en el test.

Por ejemplo en una tarea de 10×200 m aeróbico medio, hacer tomas de lactato tras la 3ª, 5ª, 8ª y 10ª repetición y registrar todos los tiempos y frecuencias de ciclo para así compararlos con los tiempos de nado de referencia que arroja el test.

Bibliografía

  • Bardem J.M., Kell, R.T. (2009) Relationships between stroke parameters and critical swimming speed in a sprint interval training set. Journal of Sport Science. 27(3). 227-235.

  • Maglischo, E. (2003) Swimming fastest. Champaign. Human Kinetics

  • Mader, A., Heck, H. y Hollmann, W. (1976) Evaluation of lactic acid anaerobic energy contribution by determination of post-exercise lactic acid concentration of ear capillary blood in middle distance runners and swimmers. Exercise Physiology.

  • Rutt et al. (1987) Use of percentages of maximal heart rate, heart rate reserve and VO2 max to determine training intensity in male runners. Medicine and Science in Sports and Exercise 19(2):S14.

[congreso_deportes_acuaticos]

Responder

Otras colaboraciones