800 007 970 (Gratuito para españa)
658 598 996
·WhatsApp·

30 abr 2012

¿Cómo tenemos que organizar la nevera?

//
Comentarios0

Por varios motivos laborales, familiares o económicos, hacer la compra es una misión imposible. Por eso, casi siempre o la gran mayoría, compran una vez a la semana o una vez casi quince días. Por esto, la conservación de los diferentes productos que hemos comprado es muy importante, porque se mantienen mejor y a la vez evitan diferente patologías.

En primer lugar, tenemos que saber que la temperatura optima debe estar entre 0 y 5ºC, dependiendo de frigoríficos. Y que la parte central, tiene que haber entre 4 – 5 ºC.

Algunos consejos para evitar que la temperatura se mantenga en un intervalo idea es:

  • Mantener la puerta cerrada y sólo abrirla en casos necesarios. No es un buen hábito, quedarse delante de los estantes de la nevera, mirando y pensando que podemos comer.
  • Si queremos guardar algún alimento cocinado, deberemos dejarlo enfriar antes de guardarlo, ya que sino aumentara la temperatura del frigorífico, por lo que habrá más riesgo de crecimiento microbiano, y por otra parte, el frigorífico no funcionará a la temperatura ideal.
  • No deberemos sobrecargar la nevera, por lo único que conseguiremos es evitar que el aire circule con normalidad y esto afectara a la temperatura.

Normalmente, el frigorífico se divide en tres zonas:

  • Zona fría: donde conservamos las carnes y pescados. Es la zona central de la nevera.
  • Zona templada, este hueco no necesita frío intenso y es donde dejaremos las frutas y verduras. Suele estar en la parte inferior y está separado por cajones.
  • Zona menos fría: todos aquellos alimentos y productos que no necesitan mucho frio como, las mantequillas, mermeladas, bebidas,…

Los productos abiertos en envases de plásticos, embutidos, lácteos, pasteles y todos aquellos alimentos que en su etiqueta del envase ponga “Una vez abierto, consérvese en frio”, irán en los estantes superiores del frigorífico, por encima de las carnes y pescado.

Aun teniendo en cuenta todas las zonas, siempre tenemos que separar bien los alimentos, sobre todo aquellos alimentos que puedan soltar o desprender líquidos, como las carnes y los pescados. Evitando estos líquidos, impediremos la contaminación cruzada.

La conservación de los alimentos es limitado, algunas de las medidas orientativas para que los productos mantenga sus propiedades organolépticas óptimas, son:

  • 1 día para el pescado fresco. La mejor conservación es en un recipiente cerrado y limpio.
  • De 1 a 2 días para: carnes y pescados cocidos, menucillos y resto varios.
  • De 2 a 3 días la leche pasteurizada o esterilizad ya abierta, la verdura cocida y los postres caseros.
  • De 4 a 5 días, la carne cruda.
  • 1 semana, verdura cruda.
  • 3 semanas, los huevos.
    • Los lácteos y derivados lácteos u otros productos, llevan en el etiquetado su fecha de caducidad, es recomendable respetarlo.

 

Bibliografía:

http://www.elika.net/es/

http://revista.consumer.es/

Responder

Otras colaboraciones