800 007 970 (Gratuito para españa)
658 598 996
·WhatsApp·

3 nov 2009

Interés de los alumnos de segundo medio de tres liceos focalizados de la provincia de valparaíso para ejecutar break dance durante las clases de educación física y/o talleres extraprogramáticos.

/
Enviado por
/
Comentarios0
En Chile a partir de 1994 se implementó un Programa de Mejoramiento de la Calidad y Equidad en la Enseñanza Media (Mece – Media) cuyo objetivo era mejorar la calidad, equidad y eficiencia de los procesos que ocurrían dentro del establecimiento educacional. 

Autor(es): Jasna Pinac Torrez *, Dra. Alda Reyno Freundt **
Entidades(es): * Universidad de Playa Ancha de Ciencias de la Educación** Facultad de Humanidades y Educación Universidad Andres Bello (Chile)
Congreso:VII Congreso Internacional Sobre la Enseñanza de la Educación Física y el Deporte Escolar
Ceuta- 3-6 de Noviembre de 2009
ISBN: 978-84-613-3640-1
Palabras claves: Break Dance, educación física.

Resumen interés de los alumnos para ejecutar break dance durante las clases de educación física y/o talleres extraprogramáticos.

En Chile a partir de 1994 se implementó un Programa de Mejoramiento de la Calidad y Equidad en la Enseñanza Media (Mece – Media) cuyo objetivo era mejorar la calidad, equidad y eficiencia de los procesos que ocurrían dentro del establecimiento educacional. Con el transcurrir del tiempo este programa identificó un grupo de establecimientos educativos en los cuales, debido a sus bajos resultados y a la precaria calidad de los procesos institucionales alcanzados, era necesario redoblar los esfuerzos para generar cambios en ellos. De esta forma, se definió una propuesta de “focalización” que, en concreto, implicó dar prioridad en términos de asesoría por parte de la supervisión y en la evaluación de propuestas de mejoramiento educativo.

En Chile a partir de 1994 se implementó un Programa de Mejoramiento de la Calidad y Equidad en la Enseñanza Media (Mece – Media) cuyo objetivo era mejorar la calidad, equidad y eficiencia de los procesos que ocurrían dentro del establecimiento educacional. Con el transcurrir del tiempo este programa identificó un grupo de establecimientos educativos en los cuales, debido a sus bajos resultados y a la precaria calidad de los procesos institucionales alcanzados, era necesario redoblar los esfuerzos para generar cambios en ellos. De esta forma, se definió una propuesta de “focalización” que, en concreto, implicó dar prioridad en términos de asesoría por parte de la supervisión y en la evaluación de propuestas de mejoramiento educativo. Esto dio origen a un diseño de Programa destinado a los Establecimientos Educacionales con Focalización denominados en Chile “Liceos Focalizados” cuyo objetivo es disminuir la deserción escolar y mejorar la calidad de los aprendizajes definiendo una oferta programática exclusiva para éstos, ya que por las características de la población que atendían y los resultados educativos, requerían de estrategias pertinentes que permitieran responder a sus necesidades institucionales y educativas.

Se identificaron 727 establecimientos educativos que se diferencian radicalmente del resto de los establecimientos subvencionados del país, ya que el tipo de población que atienden es en términos socioeconómicos de bajos ingresos con baja escolaridad de los padres y académicamente con bajo puntaje en el Sistema de Medición de la Calidad de la Educación (Simce) sumado a un alto fracaso escolar medido por la repitencia y el retiro. Es por esto que requieren de una estrategia específica que les ayude a mejorar los resultados de aprendizaje (Ministerio de Educación Chileno, (Mineduc) 2006a). Por otro lado, es importante plantearse que está sucediendo a nivel  cognitivo y social en estos alumnos, que entre otros, los conducen a la desmotivación que sienten ante el sistema educativo. Sameroff (2006, en Mineduc 2008), afirma que: la poca pertinencia cultural de los currículos educacionales y los elementos emocionales que emergen del ambiente escolar, son factores que intervienen en la desmotivación y deserción escolar de los alumnos. Se hace necesario, por lo tanto, que en el Liceo exista una adecuada integración de la condición juvenil en la cultura y organización escolar y que en su función formativa sea capaz de acompañar esta etapa de los estudiantes, considerándolo en su oferta educativa (organización curricular, estructura y uso del tiempo escolar). Considerar abrir espacios que promuevan la sociabilidad juvenil y el trabajo colaborativo, reforzando la relación que se establece con el grupo de pares y fortaleciendo tanto los aprendizajes de los estudiantes como la convivencia escolar de toda la comunidad educativa, más aun si son alumnos de escasos recursos y en riesgo social. El abrirles espacios para su protagonismo ya sea a través de talleres u otro tipo de modalidad, enriquece la participación, expresión e inclusión del alumno así como el proceso de crecimiento y autonomía que viven los jóvenes durante la Educación Media (secundaria). Esto es primordial, si se toma en consideración el hecho de que los jóvenes, en especial aquellos con mayor vulnerabilidad social, ingresan a una institución que no los considera en la amplitud de sus capacidades como sujetos sociales, lo que limita toda posibilidad real de participación e identificación con el espacio escolar, ya que éste “no cumple una función relevante en la construcción de experiencias y proyectos vitales” (Mineduc, p. 14, 2007a).

Los “Liceos Focalizados” por su condición, pueden optar a proyectos que vinculan a distintas áreas, tales como: deportes; comunicación; tecnología; trabajo comunitario o medio ambiente, artes, en donde se incluye lo que es danza; los que están abiertos para todo tipo de grupos juveniles de Educación Media (secundaria). Considerando lo anteriormente señalado, la presente investigación, pretende obtener información acerca de los intereses que tienen los alumnos de tres “Liceos Focalizados” en relación al Break Dance, componente dancístico del Hip Hop, viéndolo como una alternativa de taller o actividad a implementarse en la asignatura de Educación Física. Stavsky y cols. (1995 en Marco, 2007) manifiestan que el Hip Hop es la cultura urbana de la era post-soul. En Brasil la cultura Hip Hop se caracteriza por la marginalización poblacional, en donde se ve claramente las diferencias de clase social. Es en este contexto complejo y globalizado, en donde se ven las posibilidades de creación que tienen esos jóvenes, que crecen en un contexto rodeado de pobreza, exclusión y violencia, marcado por las pluralidades, el consumo y la anomia de los bienes simbólicos (Soares & Días, 2004). El poder integrar el Break Dance, por ejemplo como taller, sería quizás una buena alternativa para que el joven se sintiera más identificado y motivado con el establecimiento educacional, aboliendo así el hecho de que “los jóvenes perciban el liceo como un espacio ajeno a sus intereses y necesidades” (Mineduc, p. 13, 2007b). Esta propuesta, abre posibilidades de vincular sus intereses con la profundización curricular, por medio de talleres en las horas de libre disposición o en la asignatura misma, ya que como actividad expresivo motriz, está planteada en los planes y programas de la Educación Física en Chile (Mineduc, 2006a). En Brasil, por ejemplo, hay entidades llamadas posesiones, las cuales representan este movimiento y promueven solucionar lo que es la droga, la violencia y la falta de oportunidades de la gente de menos recursos (Melo de Mendoca, 2002). El objetivo de la investigación es detectar el conocimiento y opinión de los alumnos en relación al Break Dance. Para  ello se aplicó un “Cuestionario”, dirigido a los alumnos de Secundaria de tres “Liceos Focalizados” de la Provincia de Valparaíso, Chile. Específicamente de las ciudades: Quilpué, Viña del Mar y Valparaíso. Este instrumento fue creado y validado a nivel de constructo y contenido por tres expertas en la línea a la que pertenece el Break Dance, una de ellas brasilera y dos chilenas. Consta de 16 preguntas, distribuidas en: dicotómicas, abiertas y de cafetería (Sierra, 1975). Las preguntas fueron clasificadas en: Identificación, Hecho, Informativas, Intención y Opinión. Se aplicó a 68 estudiantes en Octubre del año 2008. En relación a los resultados, el 66,6% de los alumnos indica que no se realizan actividades motivantes durante los talleres que ofrece el establecimiento educacional y el 33,3% restante, considera que los talleres cumplen sus expectativas.

Estos talleres corresponden a deportes colectivos tales como: basquetbol y fútbol. El 87,8% de los encuestados señala que no se realizan talleres relacionados con la Expresión Motriz y un 90,6% señala que nunca ha practicado Break Dance, desconociendo por ende los estilos que este tiene. Al consultarles acerca de si les gustaría aprender Break Dance en el establecimiento educacional, el 66% responde que sí le interesaría y un 34% señala que no. En relación a la instancia en que le gustaría desarrollarlo, el 40,9% quisiera trabajarlo sólo en taller y el 43,1%, que es la mayoría, le gustaría abordarlo en clase y a la vez como taller. Los resultados obtenidos, permiten detectar que efectivamente los jóvenes no están motivados por sus talleres, sin embargo, al consultarles en relación a la aplicación del Break Dance, sí les gustaría aprenderlo. Considerando el contexto en el que se desenvuelven los encuestados, podría ser interesante desarrollar este estilo de baile, como parte de las Actividades Expresivo Motrices (Mineduc, 2006b). Este tipo de actividades permiten que el estudiante canalice sus energías y su tiempo en forma positiva, acrecentando a través del proceso de creación coreográfica su creatividad, imaginación e integridad personal. El alumno inventa y adapta sus propios pasos de baile según sus capacidades, lo cual estimula su imaginación y toma de conciencia de sus capacidades redundando en un aumento de su autoestima. Las actividades de expresión motriz, permiten al alumno comunicarse y expresarse a través de los movimientos (Ortiz, 2002).El Conocimiento Personal y la Comunicación Interpersonal son aspectos que se trabajan principalmente en este tipo de actividades, aportando herramientas para conocerse uno mismo y la conectarse con el otro (Viciana & Arteaga, 2004).

Pocas veces se pregunta a los estudiantes qué quieren, qué buscan y/o qué sienten. Es importante hoy en día que el estudiante sienta que alguien lo acoge y que entiende los movimientos sociales propios de la actual juventud, mas aun, si este movimiento social puede ser considerado un elemento motivacional que los acerque e identifique con la institución educacional a la que pertenecen, mejorando así la convivencia social dentro del establecimiento y a ellos mismos como personas.

Bibliografía

  • Marco, E. (2007). Manual de Hip Hop y Funk. España: Edit. Paidotribo.
  • Melo de Mendoca, V. (2002).Adolescentes como autores de sí mismos. Educación y hip hop.Brasil.
  • Ministerio de Educación (2006a). Establecimientos Enseñanza Media, Focalización 2007- 2010. Santiago, Chile.
  • Ministerio de Educación (2006b). Educación Física. Programa de Estudio. Segundo Año Medio.Santiago, Chile
  • Ministerio de Educación (2007a). Liceos Preferentes: gestión integral, estrategia y asesoría 2007. Santiago, Chile.
  • Ministerio de Educación (2007b). Caracterización de los Liceos Focalizados 2007- 2010. Santiago, Chile.
  • Ministerio de Educación (2008). Fondos de Proyectos para la Educación Media. Santiago, Chile.
  • Ortiz, M. (2002). Expresión Corporal. Una propuesta didáctica para el profesorado de Educación Física. España: Edit. Grupo Editorial Universitario.
  • Sierra, B. (1975). Técnicas de Investigación Social. Madrid: Edit. Paraninfo – Magallanes, 25
  • Soares, F., Días, R. (2004). Bailar Break: cuerpos y sentidos en movimiento en el Hip-Hop. Brasil.
  • Viciana, V., Arteaga, M. (2004). Las Actividades Coreográficas en la Escuela. España: Edit. Inde.

[congreso_danza]

Responder

Otras colaboraciones