800 007 970 (Gratuito para españa)
658 598 996
·WhatsApp·

3 feb 2012

Ludoteca y colonias urbanas para el dinamismo de los niños/as y jóvenes en la sociedad actual

/
Enviado por
/
Comentarios0
/
La educación se ha interesado siempre más por el hacer que por el sentir, pero quizá convenga cambiar ahora la perspectiva; acostumbrarse a sentir es empezar a sentirse, y al verbalizar lo que sentimos se produce el conocimiento; pero conocerse es vivir, y por eso decimos que, ante todo, aprender es aprender a pensar desde el cuerpo.
Autor(es): Estefanía martínez valdivia , a. Marina
Entidades(es): Universidad de Granada
Congreso: IX Congreso Internacional sobre la Enseñanza de la Educación Física y el Deporte Escolar
Úbeda 8 - 11 de Septiembre de 2011
ISBN: 9788461536665
Palabras claves: Ludoteca, Colonias Municipales Urbanas, actividades, talleres, dinámicas, ocio y tiempo libre, niños/as y jóvenes, padres/madres, educación, juguete

Ludoteca y colonias urbanas para el dinamismo de los niños/as y jóvenes en la sociedad actual

Resumen

Nuestro proyecto de animación sociocultural, está compuesto por dos iniciativas que se desarrollaran en diferentes momentos del año. La Ludoteca se desarrollara durante el curso escolar e irá dirigido a niños/as y jóvenes del municipio, para ofrecer un espacio abierto, dirigido y planificado para cubrir sus necesidades de ocio y tiempo libre, educativas, lúdicas, culturales, a través del juego y el juguete. En cuanto a las Colonias Municipales Urbanas serán desarrolladas durante el período estival (vacaciones de verano) en las cuales los niños/as y jóvenes disfrutaran de actividades lúdicas, deportivas y educativas por todo el municipio: parques, colegios, pistas deportivas, piscina municipal, etc.

Introducción

El trabajo que presentamos a continuación va a estar referido a la puesta en práctica de un proyecto de animación sociocultural, ya que en algunas localidades en las que se puede llevar a cabo, carecen del desarrollo de estas iniciativas. Considerando, que son muchos los aspectos y contextos donde intentamos promover proyectos municipales referidos a este tema, como por ejemplo, Colonias Municipales, una Ludoteca, una Casa de la juventud, Jornadas de amistad y deportes, Jornadas de juego no bélico, no sexista, solidarias, de naturaleza y medio ambiente. El porqué de este proyecto surge de nuestra motivación e inquietud de entretener de manera lúdica y educativa, en horario extraescolar a los menores, con la creación de una Ludoteca, y en período estival con el desarrollo de las colonias y actividades diversas, ya que los meses de verano representan para el niño / a un paréntesis en la actividad escolar reglada, un espacio para el recreo y la diversión. El buen tiempo y su enorme vitalidad hace que se busque –más que nunca- todas las vías de expresión que se tiene al alcance: aventuras, juegos, lecturas, deportes, nuevos conocimientos....

Completa la información

Contenido disponible en el CD Colección Congresos nº18.

¡Consíguelo aquí!

Diagnóstico o análisis de la realidad

Los cambios que se suceden en nuestra sociedad actual: el aumento de la mujer trabajadora, las familias monoparentales, situaciones de padres separados, familias desestructuradas… hacen que deleguen a los abuelos sus responsabilidades como padres, limitándoles a no disfrutar de los privilegios de su edad, siendo canguros permanentes. Por tanto, éstas son buenas alternativas para ayudar a padres y madres en el desarrollo integral (físico, cognitivo, social, afectivo y moral) y educativo de sus hijos e hijas, así como un lugar de recreo, protección y cuidado en ausencia de los mismos, por lo que requieren de un personal que sea de total confianza y de perfecta cualificación.

Marco teórico

Vamos a comenzar por conceptualizar algunos términos básicos relacionados con el ámbito socio-cultural y socio-educativo:
  • El ocio, lo entendemos como una experiencia integral de la persona y un derecho humano fundamental:
  • Una experiencia humana integral, es decir, total, compleja (direccional y multidimensional), centrada en actuaciones queridas (libres, satisfactorias), autotélicas (con un fin en sí mismas) y personales (con implicaciones individuales y sociales).
  • Un derecho humano básico que favorece el desarrollo humano, como la educación, el trabajo, o la salud y del que nadie debería ser privado por razones de género, orientación sexual, edad, raza, religión, creencia, nivel de salud, discapacidad o condición económica.
  • La educación del ocio, es un área específica de la educación general, cuyo objetivo es contribuir al desarrollo, mejora, y satisfacción vital de personas y comunidades, a través de conocimientos, actitudes, valores y habilidades relacionadas con el ocio.
  • La animación sociocultural, es el conjunto de prácticas sociales que tiene como finalidad estimular la iniciativa y la participación de las comunidades en el proceso de su propio desarrollo y en la dinámica global de la vida sociopolítica en que están integradas.
  • La ludoteca, “aquellas instituciones recreativo-culturales especialmente pensadas para los niños y adolescentes, que tienen como primera misión desarrollar la personalidad a través principalmente del juego y del juguete. Para ello posibilitan, favorecen y estimulan el juego, ofreciendo tanto lo elementos materiales necesarios (juguetes, material lúdico, y espacios de juego cerrados y abiertos), como las orientaciones, ayudas y compañía que requieran para el juego”. Borja (1980, 36).
  • Las colonias urbanas, son actividades, juegos, veladas, deportes, jornadas, etc. destinadas para la diversión y entretenimiento de niños/as y jóvenes realizadas en el núcleo urbano de su localidad durante el periodo estival. Martínez y Pérez (2010).

Historia y evolución de la ludoteca

El concepto de ludoteca es acuñado en 1934 cuando se abre la primera ludoteca en Los Ángeles, y se extiende por todo el mundo gracias a la UNESCO, que lanza la idea a nivel internacional en 1960. Desde entonces se han creado ludotecas en la mayoría de los países europeos, así como en diversos puntos de los cinco continentes, dándose el caso de que organismos como UNICEF incluyan la ludoteca en sus proyectos de desarrollo de todo el mundo. Por tomar algunos ejemplos, aproximadamente, en Gran Bretaña el número de ludotecas se acerca a las 1100, con servicios a niños/as, adolescentes y adultos; en 1990, Suecia contaba con 75 ludotecas para niños/as menores de 7 años, en Francia existen más de 800 repartidas por todo el país.  Las ludotecas australianas vienen a ser unas 600, con un porcentaje considerable móviles. En España no se crean las primeras ludotecas hasta 1980, a instancia de María de Borja cuya tesis doctoral “Estudio para la implantación de una red de ludotecas para cataluña” (Universidad de Barcelona, 1979), seguida de dos publicaciones al respecto (Borja 1980 y 1984), supuso la primera aportación en castellano al tema que nos ocupa. Las primeras ludotecas que se inaguraron en nuestro país en 1980 fueron la ludoteca “Margarita Bedós” de Sabadel, la ludoteca “La Guineu” de Barcelona y la ludoteca del Club Infantil y Juvenil de Bellvitge. A partir de aquí, la evolución de las ludotecas es constante, consolidándose como servicios de educación a través del juego y el juguete, con una personalidad propia que las diferencia de otros centros infantiles y juveniles. Fue desde el Ayuntamiento de Barcelona, y en general desde las diferentes administraciones que se apostó por la ludoteca como un espacio de educación en el, tiempo libre, incluyéndolas dentro de los programas educativos y sociales. Finalmente solo remarcar la creación en 1992, de la Asociación de ludotecarias y ludotecarios de Cataluña (ATZAR). En 1999, en España existían unas 150 ludotecas repartidas por todas las comunidades autónomas.

Funciones que debe cumplir una ludoteca

1º. Función educativa en el tiempo libre. Se trata del conjunto de funciones a cumplir por los educadores, referidas a la educación en el tiempo libre y al desarrollo de una metodología lúdica. Dentro de esta función el educador debe observar, facilitar, animar y enriquecer el juego. 2º. Función de planificación. Esta función engloba la planificación y programación de la acción en la ludoteca: objetivos, metas, metodología, actividades y evaluación. 3º. Función administrativa y de préstamo. Consiste en redactar el conjunto de fichas, registros y documentos, llevar la contabilidad y gestión financiera, así como el control del préstamo interior y exterior de juguetes. 4º. Función de investigación y documentación. Consiste en la realización de las investigaciones programadas para el mejor desarrollo del trabajo en la ludoteca. 5º. Función de coordinación, información y publicidad. Implica el mantenimiento de relaciones y la coordinación con otras ludotecas, grupos, entidades y/o agentes de la comunidad en que la ludoteca esté inserta. 6º. Función de mantenimiento y control. El mantenimiento de una ludoteca abarca aspectos de diferente índole: administración (presupuestos, facturación, etc.), higiene (limpieza del local y los aseos, desinfección de los juguetes), almacenamiento y protección del material, reparación y/o sustitución de los desperfectos (del local, del mobiliario, y de los juguetes), pedagógico (selección del material y de los juguetes, distribución de los espacios, clasificación del material y establecimiento del reglamento interno).

¿Cómo debe ser el ludotecario?

  • AFECTIVO. Establecer un vínculo afectivo hacia el niño o la niña, una relación que le transmita seguridad y confianza
  • MOTIVADOR. Generar nuevas inquietudes, intereses, dudas. Mantener vivo el entusiasmo por el aprendizaje. Enriquecer las situaciones y el medio.
  • RECEPTIVO. Estar abierto a las preguntas de los niños/as Escuchar y atender sus sugerencias, críticas y planteamientos.
  • ORIENTADOR. Poner al alcance de los niños/as los recursos y medios necesarios para que ellos sean los descubridores de su propio aprendizaje. Crear situaciones que le desbloqueen y ayuden a avanzar. Ser conscientes de que nuestro protagonismo ha de finalizar una vez que las dinámicas de trabajo se hayan asentado y evolucionen con madurez.
  • DINÁMICO. Implicarse de manera activa tanto en favorecer relaciones personales en el grupo como en el desarrollo de las actividades.
  • OBSERVADOR. Ser intuitivo para captar actitudes, dificultades de los niños/as o del grupo, y satisfacer las demandas o necesidades que surjan. Tal vez la principal habilidad como observador es la de estar atento a los signos y manifestaciones de maltrato, abuso, problemas afectivos o todos aquellos que nos den indicios de que el niño no anda bien. Debemos recordar que uno de nuestros principales deberes es propiciar que ellos sean sujetos reales de derechos, y que en caso de observar algo poco normal debemos hacer la denuncia o remisión ante la instancia legal del caso.
  • COHERENTE. Ser consciente de que el aprendizaje es un proceso que debe regirse por la coherencia continua, tanto al concebirlo y plantearlo como en la actitud al desarrollarlo.
  • FLEXIBLE. Adaptarse a las características de la situación. Admitir modificaciones, experimentaciones o nuevas propuestas que surjan sobre la marcha.
  • PERSONALIZADOR. Evitar la uniformidad del rol que desempeñamos hacia el grupo. Cada niño/a es único/a y nuestra actitud ha de respetar y ajustarse a cada individualidad, a los ritmos personales.
  • DINAMIZADOR.Conocer los recursos que ofrece el medio y optimizarlos. Crear espacios de encuentro entre niños/as, jóvenes, ancianos, donde autoafirmar la personalidad y donde se produzcan procesos de identificación anales de comuncicación que posibiliten entrar en contacto con otras realidades y permitan transformar la propia.
  • CREATIVO. Es importante que el ludotecario haya tenido y tenga en su vida personal vivencias artísticas, actividades creadoras para que puedan entender mejor el proceso de creación, sus dificultades, caminos, el placer que puede proporcionar.

Funciones del ludotecario.

p>Gran parte de la calidad de un proceso formativo dependerá no sólo de la actitud y funciones que desempeñe la persona encargada del mismo sino de la manera y el planteamiento que elija a la hora de ponerlo en práctica. Las desempeñadas por un pedagogo/a o educador son:
  • Transmitir y acrecentar el patrimonio lúdico
  • Realizar proyectos, programar su trabajo y evaluar los resultados, innovando las intervenciones
  • Atender a todo los usuarios y/o diversidad
  • Analizar críticamente juguetes, juegos, materiales lúdicos, espacios y situaciones de juego
  • Realizar inventarios, clasificaciones y catalogaciones de fondos lúdicos.
  • Realizar préstamos, colocar y conservar los juguetes.
  • Elaborar información y promoción de los servicios de la ludoteca
  • Diseñar, organizar, realizar y evaluar programas y actividades lúdicas colectivas
  • Contactar y coordinar con instituciones y organismos, así como con técnicos expertos.
  • Conocer y utilizar el marco legislativo. Gestionar la institución. Buscar y gestionar recursos económicos.
Estas funciones quedan resumidas en un doble perfil profesional:
  • Trabajar en la ludoteca y atender con profesionalidad y capacidad de optimización los servicios que le son propios.
  • Dar soporte y asesoría a otras instituciones o empresas lúdicas, comunitarias, culturales, educativas, terapéuticas, sociales, turísticas, deportivas…; para lo cual hay que interpretar los procesos de juego y los juguetes y dinamizar el potencial lúdico de la comunidad. (Borja, 1994, 95-96)

Finalidad de las colonias urbanas

Hoy en día las actividades lúdicas-educativas, en forma de prácticas de ocio y  tiempo libre o de manera más concreta en forma de colonias, durante la última década hemos podido asistir a un espectacular cambio en el medio educativo-social, que se refleja en las generaciones venideras. Con la puesta en marcha de las colonias urbanas se intenta llenar el tiempo libre de los alumnos/as y desarrollar la responsabilidad, descubrir sus intereses y necesidades básicas, lúdicas y educativas, fomentando el derecho de igualdad de oportunidades, indispensable para el desarrollo personal de aquellos que tienen una capacidad más o menos diferente del resto de la población. Con estas prácticas se consigue una readaptación física y psicológica y una victoria sobre la incapacidad y la integración social. Se ha observado que muchos niños/as de edades comprendidas de 6 a 14 años, se incrementa la necesidad de potenciar su autoestima y la seguridad en sí mismos para posibilitar de esta manera su integración. Proporcionando a estas personas la oportunidad de ser físicamente aptos, tener hobbies, ser más activos, aprender actividades de tiempo libre, ocio, aprender sobre nuestro entorno a la vez que juegan, y que mejor para hacer esto que en unas colonias urbanas.

Finalidades

Las ludotecas actualmente, se justifican debido a la pérdida de espacios de juego en la calle, la falta de compañeros de juego que esto comporta, la disminución del número de hijos en el núcleo familiar, la imposibilidad de disponer de materiales de juego y por supuesto el reconocimiento del juego como elemento indispensable en el desarrollo infantil y juvenil. Así mismo nuestras finalidades se concretan en:
  • Servir de agente de integración social.
Consideramos que todos los niños/as tienen derecho y necesitan este tipo de servicio en el municipio donde se ubique, desde nuestra opinión la acción de la ludoteca debe partir de planteamientos sociales, tendentes a cubrir las deficiencias de aquellos más desfavorecidos social y culturalmente, cumpliendo así la ludoteca una labor de compensación e integración social a 3 niveles:
  • Compensación de niños/as de procedencia socio-familiar menos dotada.
Hoy, con la única excepción de los niños/as que ya disfrutan de ludotecas, la gran incidencia que los buenos juguetes y el material de juego tienen en la formación de los niños/as depende de las posibilidades económicas de los padres, de su formación, interés, voluntad y tiempo.  Estos problemas familiares, que pueden considerarse generales, repercuten más y son mucho más agudos para aquellos niños/as de familias cultural y económicamente menos dotados. Entendemos por tanto también la ludoteca como institución que compensa deficiencias familiares y sociales, ofreciéndoles a los niños/as, con independencia de su procedencia social, todas las posibilidades formativas y de integración social que su acción lleva consigo.
  • Integración social de niños/as menos dotados psíquica y físicamente.
La ludoteca cumple un importante papel en la educación e integración de los deficientes tanto psíquicos como físicos:
  • Porque fomenta su labor educativa a través del juego, actividad natural, agradable y habitualmente deseado por todo tipo de niños/as.
  • Por su disponibilidad de materiales estimuladores y motivadores de la actividad infantil.
  • Por su ambiente relajado, su flexibilidad y libertad de acción que permite la posibilidad de manipulación y acción libre según el ritmo propio de cada niño/a y posibilidad de contacto, relación e integración con los niños/as llamados normales, desde planos de igualdad, sensibilizando así hacia las diferencias personales y aceptación de las distintas realidades por parte de todos/as.
  • Motivación de niñas y adolescentes.
Es una constante en las ludotecas, el hecho de que las niñas quedan centradas en determinados tipos de juegos en detrimento de otros y que en ciertas edades (a partir de los 12 años) frecuentan la ludoteca mucho menos que los niños. Esto es reflejo de nuestra sociedad, que todavía espera y propicia unos valores y actitudes en los niños y otros en las niñas, educándoles dentro de funciones prefijadas según su sexo. Las niñas a partir de los 12 años aproximadamente empiezan a asumir responsabilidades domésticas, entendidas en algunos ámbitos como “propiamente femeninas”, como cuidar hermanos pequeños, realizar tareas de limpieza del hogar, compras, etc., que alejan y dificultan a estas niñas de la participación en las actividades de tiempo libre que la ludoteca desarrolla, discriminándolas claramente de los chicos de su misma edad. Por esto desde la ludoteca, tenemos que proponer una labor de compensación y motivación para las chicas que se mueven dentro de esta franja de edad, interesándonos especialmente por su participación en todas aquellas actividades que la ludoteca ofrece, rompiendo muchas veces con roles y barreras sexistas. La ludoteca es, por tanto, también un motor que propicia valores de igualdad y de integración e la mujer, valores estos necesarios para una sociedad, que aún en la actualidad, la margina y excluye en determinados ámbitos.
  • Ofrecer un espacio para el ocio y el tiempo libre
  • Utilizar el juego no solo como un instrumento lúdico, sino como un medio educativo, en el que se adquieren valores, fomenta las relaciones sociales, el compañerismo, la pertenencia a un grupo, la formación de la personalidad…
  • Establecer proyectos conjuntos entre la ludoteca y la escuela
La ludoteca será un recurso educativo con el que podrán contar todos los centros escolares del municipio, ofreciendo un servicio de información-colaboración a todos los educadores interesados en la educación mediante el juego, el juguete y actividades de tiempo libre como complemento y apoyo necesario de las actividades propiamente escolares. Las actuaciones de la ludoteca con la escuela se concretarán en:
  • Asesoramiento profesional a los profesores sobre la utilización de juguetes didácticos para el uso en la enseñanza de determinadas disciplinas, aportando una contribución a la necesidad de innovaciones metodológicas en el marco de la enseñanza reglada, así como el préstamo de material lúdico para ser utilizado en clase.
  • Realización conjunta (ludotecarios, padres, profesores) de programas de seguimiento individualizado respecto a niños/as con problemas específicos (concentración, rendimiento, actitudes “negativas”...).
  • Participación en acontecimientos puntuales (fiestas, campañas,...) de los colegios de la zona, aportando la dimensión lúdico-educativa que la define.
  • Utilización por parte del profesorado de la infraestructura de la ludoteca (espacio, mobiliario y materiales), previa programación con los ludotecarios, con el objeto de realizar actividades que refuerzan y complementan la tarea educativa.

Objetivos

  • Mejorar las actividades extraescolares y vacacionales, destinadas a infancia y juventud, que ya estén en funcionamiento en la localidad.
  • Satisfacer las demandas y necesidades de las familias del pueblo.
  • Crear un clima de confianza en las familias, para dar seguridad tanto del personal responsable del proyecto como de las actividades y equipamientos.
  • Potenciar el desarrollo personal y social de los niños/as, y facilitar la participación en actividades formativas, lúdicas, culturales y deportivas.
  • Desarrollar la autonomía personal de los niños / as.
  • Defender y promover los derechos de los niños / as en la comunidad, por medio de la recreación y la educación.
  • Apoyar y ayudar a los niños /as en su desarrollo integral
  • Conseguir que los niños /as disfruten de las actividades fomentando en ellas la solidaridad, el respeto, la empatía…
  • Potenciar y reforzar la confianza en ellos mismos, para así desarrollar una buena autoestima.
  • Conseguir entre ellos un alto grado de convivencia, conciencia de grupo y respeto mutuo.
  • Motivar a los participantes para que aprendan a organizar en su tiempo libre actividades lúdicas y formativas.
  • Favorecer la integración de personas con necesidades especiales.
  • Dar unas bases culturales: crear aficiones sanas y enriquecedoras que puedan interesarles, y que ofrezcan posibilidad de continuar practicándolas más adelante.
  • Aumentar su relación con el medio ambiente.
  • Transmitir a los participantes conocimientos en las diversas áreas de la cultura, y que esto sea de una forma amena y divertida

Metodología.

La metodología utilizada será comunicativa, lúdica, grupal, participativa, dinámica, activa, flexible, integradora, social e interdisciplinar, orientada a los grupos y a sus intereses, con la que pretendemos dar a los niños/as y jóvenes asesoramiento y ayudas para que estos puedan desarrollarse personalmente, haciendo de los mismos sujetos activos de la comunidad y no meros consumidores de servicios y programas. En este proceso es muy importante la función del educador/a, no siendo técnicos asépticos y neutrales sino comprometidos con el grupo-sujeto y todos los procesos de cambio. Por lo tanto, son fundamentales las actitudes y aptitudes del educador/a, como son: el arte de la pregunta, la escucha, la capacidad de síntesis y análisis, la comunicación y la devolución de información al grupo, la animación del diálogo e intercambio. Por tanto nuestro proyecto se basará en los principios metodológicos siguientes: Individualización. Se potenciará la responsabilidad individual ante el trabajo mediante la asignación de distintas tareas y funciones, teniendo siempre presente las características de cada alumno/a, intentando conseguir de esta manera una creciente autonomía personal. Socialización. Se fomentará el juego en equipo a través de actividades en pequeños grupos o gran grupo donde se realizarán un reparto de funciones y responsabilidades para llevar a cabo propuestas de juego que desarrollarán la cooperación, tolerancia y solidaridad entre compañeros. Creatividad. Se potenciará el desarrollo del ingenio, investigación e imaginación del participante. Contextualización. Los juegos se aplicarán de forma que se relacionen con el entorno mas cercano al alumno/a consiguiendo así una mayor motivación. Lúdica. Aspecto que va a dominar en todas las actividades que se realicen. Esta metodología va dirigida a unapoblación diana de  niños/as y  jóvenes de 0 a 15 años.

Bibliografía

López Matallana, M. y Villegas J. (1999) Organización y animación de ludotecas. Madrid. Ed. CCS Ávila Morena, L. (1994). Como organizar unas colonias escolares. Finalidad. Preparación, planificación y desarrollo. Propuestas concretas de colonias. Recursos, juegos y actividades. Barcelona. Ed. Ceac. Comunidad de Madrid. Consejería de Educación y Cultura. (1995). Campamentos de verano. Diseño y organización. Madrid. Ed. Popular Ander-Egg, E. (2004). Metodología y práctica de la animación sociocultural. Madrid. Ed. CCS. Borja Solé, M. de; Rejadell, N.; Robira, M. y Viladés, M. A. (1994). Les ludoteques catalanes. Estudi d’una realitat. Universitat de Barcelona, Divisió de Ciéncies de l’Educació. www.wsz.edu.pl/iro/adpa/aulatic/glosario.htm (Consultada: 30/04/10) http://www.jovenmania.com/actividades_juveniles/actualidad_noticias/ampliar.php?Id_contenido=18567  (Consultada: 10/05/10) http://www.midieta.com/article.aspx?id=8172 http://www.deportesalud.com/  (Consultada: 12/05/10) http://www.mujerdecantabria.com/aula_documentacion/ampliar.php?Id=4422&Tipo=69 (Consultada: 10/05/10) http://www.teleprensa.es/almeria-noticia-198932-El-XIII-Taller-de-Juguetes-No-B26eacute3Blicos-y-No-Sexistas-de-Cuevas-ha-reunido-a-m26aacute3Bs-de-40-ni26ntilde3Bos.html  (Consultada: 10/05/10) http://www.educacioninicial.com/ei/areas/naturales/actividades/estaciones/oto%F1o/index.asp  (Consultada: 12/05/10) http://www.primeraescuela.com/themesp/estaciones/otono.htm (Consultada: 12/05/10) Baena Extremera, A. y Castañeda Morales, C. (2003). Planificación y dinamización de campamentos. Granada. Ed. Diputación de Granada, Área de la Juventud. Parcerisa, A. (1988). Colonias escolares, organización, actividades y recursos. Barcelona. Ed. Grao Cuenca Cabeza, M. (2004). Pedagogía del ocio: modelos y propuestas. Bilbao. Ed. Universidad de Deusto

Responder

Otras colaboraciones