800 007 970 (Gratuito para españa)
658 598 996
·WhatsApp·

19 may 2015

YOGA EN LA SILLA

/
Enviado por
/
Comentarios0


ISBN: 978-84-9797-364-9
Editorial: HIRIA
Sinopsis: El volumen, que acaba de ver la luz tanto en castellano como en euskara, viene a demostrar que las limitaciones físicas que impone la edad, u otras restricciones de movilidad, «no son impedimento» para la práctica del yoga y de los ejercicios asociados a este conjunto de disciplinas físico-mentales originarias de la India.


El autor demuestra, de hecho, que se puede practicar el yoga casi sin levantarse de la silla. A lo largo de 170 páginas repletas de ilustraciones, Armendia aborda diferentes técnicas de respiración, relajación, meditación e incluso ofrece consejos sobre alimentación.

Pero la parte principal del volumen corresponde a la ejercitación práctica del yoga en la silla o alrededor de ella.

Ejercicios para las distintas partes del cuerpo, sin excluir los ojos, estiramientos, aperturas pectorales, flexiones, extensiones, torsiones… conforma en amplio catálogo de propuestas para practicar el yoga en el hogar, la escuela o en el puesto de trabajo.


Estudiantes y oficinistas


Porque si bien Armendia propone en el libro una modalidad de yoga ajustada a las personas de la tercera edad, cualquiera que lleve una vida sedentaria, independientemente de su edad, puede fácilmente beneficiarse de las virtudes terapéuticas, físicas o espirituales de la práctica del yoga.


Dedicar unos minutos a la práctica de estos estiramientos para desentumecer los músculos o practicar alguna técnica de respiración para relajarse «no es perder el tiempo, ya que además de recuperar ese tiempo enseguida, después aumentaría el rendimiento», asegura Armendia en referencia la posibilidad de que oficinistas practiquen sus ejercicios en el puesto de trabajo.


El veterano yogi arrasatearra ha construido este libro sobre los cimientos de sus más de veinte años de experiencia docente con personas de la tercera edad.

«Yo prefiero llamarles la flor y nata de Arrasate o Bergara», dice en alusión a los grupos de jubilados con quienes trabaja.

De ellos, algunos de ellos mayores de 80 años, asegura que son las «más regulares en la asistencia, las que con más garbo acuden a las clases, las que más conciencia tienen de sus necesidades y deseos y, por ende, las más agradecidas».

A ellos, que «me han hecho ver que las técnicas más sencillas son las más efectivas», dedica Armendia el libro.

Prevención de lesiones

Otras colaboraciones