800 007 970 (Gratuito para españa)
658 598 996
·WhatsApp·

16 nov 2014

Las nuevas metodologías de entrenamiento en fútbol con Marcos Llevata Muñoz

entrenamiento_futbol

 

Sobre Marcos Llevata Muñoz

Es licenciado en Ciencias de la Actividad Física y el Deporte, por la Universidad de Valencia, máster en Gestión y Administración de Entidades Deportivas por la Universidad Politécnica de Valencia, y entrenador nacional de fútbol.entrevista

Alto Rendimiento: -Desde tu experiencia como entrenador en el mundo del fútbol ¿Qué evolución crees que ha vivido éste y cuáles serían los actuales factores de rendimiento?

Marcos Llavata:  -Bueno, yo creo que como todas las disciplinas deportivas han pasado por una etapa de adaptación, o de coger los instrumentos que venían pregonando las disciplinas individuales, como el atletismo. Y además, luego con la incorporación de la tecnología, esto se acentuó, en el sentido de que se trataba de controlar sobre todo el factor fisiológico. Pero, siempre desde tareas descontextualizadas, y donde los aspectos de incertidumbre y mentales brillan por su ausencia. Por lo que surge la necesidad de entrenar en base a la lógica estructural del juego: con tareas que aparezcan las reglas del fútbol, con el balón por medio, jugando con los espacios y donde aparezcan rivales y los compañeros. Esto lo cumple la metodología integrada, que lo que hace es relacionar tanto los factores técnico-tácticos, como los psicológicos, como los fisiológicos, en una. Digamos, los enmarca en una misma tarea. Sin embargo, esto tiene un mal uso por parte de los entrenadores, ya que eso viene a resultar un instrumento donde se enmascara realmente una realidad, que hace que por utilizar el balón siguen promocionando o favoreciendo el control… Digamos, se pierde como objetivo base, el análisis o el alcanzar los altos fisiológicos. Después, por último, se ha pasado ya a una última etapa que ha venido a raíz de la corriente de la priorización táctica, en la que el entrenamiento busca ser más específico a su realidad, el entrenamiento del modelo de juego, tan conocido en la actualidad. Por ahí ha ido esa evolución en cuanto a lo que es el método utilizado por los entrenadores desde hace unos años hasta ahora. En cuanto a los factores de rendimiento -ya los hemos comentado a algunos- por un lado están los que creo deben guiar el aprendizaje, como son los factores técnico tácticos. Luego, consideramos los factores sociales y psicológicos, que no podemos obviar, porque forman parte de la persona -que es un ser contextualizado-. Por tanto, tiene unos estados de ánimo determinados, en un momento X, y tiene un contexto que le rodea, que esto le determina la alimentación, la hidratación. Consideramos también los factores fisiológicos. Aquí hay que tener en cuenta la ergogénesis propia del deporte, tan característica por eso. Por esos 95% de esfuerzo de menor intensidad, y luego ese 5% pero que, además, es el 5% más importante -que pueden ser acciones más explosivas como decía Cometti-. Luego, dentro de estos factores, considerar también los factores de prevención o antiriesgo, como también diferenciales, sobre todo en el alto rendimiento.

Alto Rendimiento: -Nos has explicado un poco cómo han ido evolucionando las distintas metodologías. ¿Qué importancia le das tú al uso de una metodología u otra para lo que es el aprendizaje y el entrenamiento del fútbol?

Marcos Llavata:  -Yo creo que de todas las metodologías se puede aprender. O sea, son aplicables en cierto modo, siempre que se tenga como objetivo fundamental de la metodología del aprendizaje o la organización de juego del equipo. Yo creo que esto tiene que ser el pilar hacia dónde debe ir dirigido nuestros entrenamientos. Pero bueno, yo creo que desde las primeras metodologías -que ya he dicho que estaban basadas en el atletismo- de las cuales se han cogido instrumentos útiles en la medición, en el control -sobre todo en los factores fisiológicos- como después el hecho de que la metodología integrada dijera o guiara a los entrenadores a que supiesen relacionar esos factores todos en una misma tarea, como ahora, la (INAUDIBLE 00:05:45) que nos dice que demos un paso más allá y que nuestro objetivo fundamental sea la organización del equipo, yo creo que todos tienen su aplicabilidad.

Alto Rendimiento: -¿Cuáles serían entonces los fundamentos rectores de lo que sería tu propia metodología?

Marcos Llavata:  -Yo pienso que… Aquí por ejemplo yo a mi método, a mi metodología, la baso en tres palabras clave: es un modelo organizacional, o sea una forma de llegar a la organización de nuestro juego, estratégico porque en esa organización del juego tenemos que considerar también los factores competitivos propios de la realidad del día a día, como son los rivales que nos vamos a enfrentar. Y luego funcional, en el sentido de que tiene que ser algo práctico y útil para el entrenamiento. Y básicamente tenemos que basarnos en cuatro principios rectores o cuatro fundamentos rectores alrededor de los cuales debe girar nuestra metodología y que deben respetar todas nuestras tareas, como son: el principio de especificidad que puedo explicarlo sencillamente. Tendría que ver con con el hecho de que nuestros entrenamientos, nuestras tareas, nuestras sesiones, nuestros objetivos estén siempre fundamentados en la organización del juego, sean específicos de nuestra especialidad, que no entrenemos de forma descontextualizada. Después, el segundo principio sería el de repetición que viene a decirnos que nuestra forma de entrenar, diseñe las tareas de forma que los objetivos que nos hayamos propuesto aparezcan de forma repetida para que nuestros jugadores y nuestro equipo los asimilen de la mejor manera posible. Después vendría el principio de progresión compleja. Yo creo que es muy importante el hecho de que nuestro equipo vaya a adquirir una organización, que a la vez descomponemos en una serie de comportamientos tácticos, estos comportamientos tácticos a su vez los podemos descomponer en algunos objetivos y poco a poco se tienen que ir asimilando de forma que se vaya de lo más sencillo a lo más complejo y, aparte, que se vivencien en contextos distintos. O sea, que el jugador vivencie incluso los mismos comportamientos pero por medio de tareas distintas para enriquecer su bagaje táctico. Y, por, último estaría el principio de recuperación que debe considerar todo entrenador también porque es una forma de regular la relación entre esfuerzo y recuperación de nuestros jugadores y que no debemos pasar por alto.

Alto Rendimiento: -Entonces, ¿qué objetivos son los que pretendes, los que persigues con esta metodología?

Marcos Llavata:  -Yo creo que el pilar que guía mi metodología es generar una organización del juego propia de nuestro equipo, que todos nuestros jugadores se comporten de la misma manera en una situación concreta, no que se vean 11 comportamientos distintos dentro del campo, y esto lo podemos conseguir por una serie de medios didácticos. En mi caso, por ejemplo, hablaremos de movimientos o automatismos, situaciones tácticas reducidas, que pueden ser por líneas o por sectores, posesiones o conservaciones, o partidos condicionados. Yo creo que, a través de estos medios didácticos -que todos son útiles-, lo realmente importante es saber cuándo utilizarlos. Debemos ir en busca de esa organización colectiva que pretendemos alcanzar. Y para ello, también Xavi, me interesa comentar que yo creo que hay que distinguir dos períodos muy claros dentro de una temporada. Primero, lo que se denomina la pretemporada, donde yo lo dirijo un poquito más, hago una planificación a medio plazo, donde el equipo tiene que alcanzar las bases, por supuesto, tácticas de nuestra organización dominando los comportamientos básicos que todo equipo debe dominar: defender dentro del área, defensa en juego directo, ataque por dentro, ataque por fuera. O sea, una serie de comportamientos que todo equipo debe dominar pero que están matizados por las características de nuestros jugadores. Esto se planificaría a medio plazo y siempre considerando también, por supuesto, los otros factores que hemos comentado, claves del rendimiento. Y después haríamos incidencia ya en el período competitivo, en el semana a semana, en el microciclo a microciclo. Porque digamos que hay que adaptarnos a lo que el equipo va ofreciendo, lo que ha dado, lo que tiene que dar, contra quién nos vamos a enfrentar y, en función de todo esto, el equipo va creciendo y va asimilando y va adquiriendo un mayor bagaje táctico.

Alto Rendimiento: -Entonces, Marcos, ¿cuáles son los contenidos de entrenamiento que nos van a permitir conseguir esta operacionabilidad de nuestro equipo?

Marcos Llavata:  -Sí, es un poco lo que acabo de comentar ahora, que lo he intentado englobar. Es eso, los contenidos. Nosotros vamos a suministrar una serie de medios didácticos, que los he comentado ya, y dentro de estos medios didácticos por supuesto va a haber una serie de contenidos en función de los comportamientos que queramos generar. Estos comportamientos ya os he dicho que vienen definidos por la organización del juego. Ahora bien, estos contenidos por supuesto vienen determinados por lo que es el ciclo de juego. Es decir, la fase que es con balón, cómo creo situaciones de gol, cómo finalizo, luego cómo las evito, qué ocurre cuando pierdo el balón y qué ocurre cuando la recuperó, en función de esto que es el ciclo de juego que se repite se lleva al entrenamiento y por medio de estos medios didácticos intentamos generar esa organización.

Alto Rendimiento: -Entonces Marcos partiendo de estos contenidos tácticos, de estos comportamientos, entre otras específicos en nuestro equipo ¿Cómo vamos a diseñar las tareas que nos van a permitir estos aprendizajes tácticos globales? Globales en el sentido de conjunto.

Marcos Llavata:  -Bueno yo creo que lo más importante es conocer el juego. Conociendo el juego, sabiendo lo que se da uno intenta diseñar tareas de modo que las situaciones que vayamos a entrenar como he dicho respetando esos principios, especificidad, de repetición, de recuperación y de progresión compleja tanto en la sesión como en la semana. Uno intenta pues llevar al campo situaciones didácticas donde el jugador evidencia lo que pretendemos que alcance con el objetivo de generar comportamientos que den lugar a una organización definida como una respuesta colectiva común. Básicamente hablando así en plan genera seria eso.

Alto Rendimiento: -Muchas veces tratando de lo que desde otras esferas se denomina el modelaje o la modelización del juego en un equipo se introduce el debate entorno hasta qué punto lo que se está trabajando es toma de decisión o si en cambio lo que se está realmente trabajando es la automatización de comportamientos colectivos. ¿Cuál es tu opinión al respecto?

Marcos Llavata:  -Yo creo que los automatismos, entendidos como guía que el entrenador tiene marcada e intenta trasladarlo a sus jugadores, creo que es importante, creo que tiene su utilidad en los principios de temporada para generar, por ejemplo, las bases de los comportamientos. Por ejemplo, en mi caso creo que es importante que se generen así o que se vivencien así los comportamientos, por ejemplo defensivos. Y que si bien vienen marcados un poco en línea de lo quiere el entrenador, pero… y que creo que no los debemos de desechar. De hecho por ejemplo Sacchi, que fue un gran innovador en su vía, gran parte de sus entrenamientos se basaban en esos automatismos. Creo que por este lado es importante y también es cierto que no nos podemos quedar en eso solo, sino que creo que en esta progresión completa que he comentado los automatismos tienen un lugar y después se va evolucionando hacia formas jugadas donde la incertidumbre, la toma de decisiones por las vivencias distintas y menos enriquecedoras que ofrece el propio juego se van a desarrollar mejor. Por tanto, no desechar ninguno de los dos medios didácticos, que los puede usar el entrenador en cualquier momento, digamos, de esa hoja de ruta. Y lo que me parece fundamental y el factor clave es saber cuándo utilizarlos y para qué, y relacionadas con qué contenidos. Porque también es cierto que por ejemplo para mi los automatismos o movimientos en contenidos ofensivos a lo mejor les doy menor relevancia que en contenidos defensivos, por el hecho de eso de que la propia creatividad en los jugadores, en esas interacciones entre ellos pues creo que viene mejor dada por formas más abiertas y no tan cerradas.

Alto Rendimiento: -Y otro debate existente en relación a todas estas metodologías actuales que sobre todo potencian el entrenamiento específico existen varios estudios científicos que nos vienen a decir que cuando mayor es el entrenamiento específico mayor es la probabilidad de sufrir una lesión, ¿Cuál es tu opinión al respecto y cuáles son las medidas preventivas que tomas al respecto?

Marcos Llavata:  -Yo pienso que es cierto estos estudios están ahí y bueno cuando yo digo que nos tenemos que basar en el principio de especificidad, me refiero a que tenemos que considerar los esfuerzos específicos también de nuestro deporte, luego no es lo mismo la preparación de un mediocentro que de un portero o de un delantero, o sea son preparaciones también totalmente distintas y que solamente vamos a poder llegar a ellas entrenando en sus posiciones. Pero eso también es cierto que hay una base anterior que no podemos obviar y que también yo la íntegro por ejemplo en el periodo esté más a medio plazo en el que no podemos obviar que los esfuerzos a nivel de resistencia y sobre todo los niveles de fuerza relacionados con la prevención posterior de lesiones los entrenadores tenemos que cuidarlo y para ello creo firmemente en que hay que realizar al menos una sesión o un par de sesiones semanales, tanto de propia sesión como trabajos excéntricos que lo que habilita es que se reduzca este factor de riesgo tan importante y que por tanto nuestros jugadores estén disponibles para entrenar y para competir.

Alto Rendimiento: -Y ya para terminar Marcos ¿Cómo se relaciona esta metodología más de enfoque táctico con lo qué sería la preparación física más convencional y sobre todo desde el punto de vista del control y la valoración de las cargas de entrenamiento en términos de intensidad y exigencia?

Marcos Llavata:  -Bueno la relación es: sabemos que esta el factor fisiológico, que hay medios para controlar que está ocurriendo y sobre todo había un gran desarrollo a nivel tecnológico, creo que eso está ahí y es bueno conocerlo pero lo más importante es saber que eso tenga una traslación al entrenamiento. Es decir que esa preparación física no simplemente se quede en un mero control sino que relacionemos esos esfuerzos porque con las tareas específicas de entrenamiento enfocadas en la táctica que al fin y al cabo no es que solo te enfoques en la táctica no es que estas preparando a tus jugadores también en especificidad para lo que luego va a ser la competición. Esto tiene su hándicap en el sentido de que al ser una realidad compleja es algo difícil de controlar, el hecho de constatar, es decir nuestras tareas se trasladan a una competición pues bueno tanto esto como el hecho de generar indicadores tácticos o técnico-tácticos que nos digan por dónde vamos . Entonces como es difícil yo creo hacerlo de una manera cuantitativa, creo en una valoración más cualitativa que hay que hacer tras cada partido valorando la relación en nuestra competición con las tareas que hemos ejecutado, ver que se ha hecho bien, que se puede mejorar y en función de esto enderezar nuestra hoja de ruta y luego atender por supuesto esos requerimientos individuales, a nivel fisiológico o incluso psicológico y sin olvidar la prevención de lesiones, eso ya lo he comentado.

Otras entrevistas

banner_preparacion_fisica_futbol

Responder

Otras colaboraciones