800 007 970 (Gratuito para españa)
658 598 996
·WhatsApp·

CSKA Moscú y la preparación física
7 may 2015

Preparación física en fútbol: propuesta del CSKA Moscú con Paulino Granero

/
Enviado por
/
Comentarios0
/

La preparación física en el fútbol

Sobre Paulino Granero

Paulino es doctorando en Fisiología del Deporte y Control del rendimiento y la salud y es Preparador Físico en el equipo profesional del CSK de Moscú.

Alto Rendimiento: -¿Cómo concibes la preparación física en fútbol en la actualidad?

Paulino Granero: -Pues la preparación física en fútbol en la actualidad es una preparación física en la que tiene que predominar por encima de todo el balón. En la que todo tiene que estar por así decirlo integrado, y en la que la falta del balón es difícil de entender al día de hoy. En todos los ejercicios debe predominar lo que es el medio con el que se juega.

Alto Rendimiento: -Entonces estoy entendiendo que todo el entrenamiento en campo o la gran mayoría, debería ser con balón, está también de acuerdo en que haya un entrenamiento fuera de campo, sea en gimnasio, el entrenamiento que comúnmente en la actualidad se llama coadyuvante.

Paulino Granero: -Es imprescindible. Y para mí aquel jugador que no va al gimnasio a trabajar tarde o temprano irá. Porque el entrenamiento en gimnasio, aparte de la función de mejorar el rendimiento en cuanto a la calidad de fuerza o fuerza-velocidad o potencia o como la manifestación de fuerza que queramos hablar, el jugador que no visita el gimnasio para hacer trabajo preventivo, en cuanto a las lesiones, tarde o temprano irá para readaptar o para salir de un proceso de lesión, seguro. Y yo eso se lo comento a los jugadores con los que trabajo: “¿Tú no quieres ir al gimnasio? Tranquilo, que tarde o temprano irás con el fisio o con el readaptador”. Y al final ellos mismos por sí solos suelen ir al gimnasio antes del entrenamiento, después del entrenamiento, para trabajar aquellas debilidades, puntos débiles o de balance que se observan.

Alto Rendimiento: -Paulino, ¿cuáles serían para ti los contenidos clave de entrenamiento a nivel físico?

Paulino Granero: -Para mí es muy importante a lo largo de la temporada mantener los niveles de resistencia lo más alto posible. ¿Me explico? Para mí la potencia aeróbica es fundamental. Si podemos hablar en términos de fisiología de potencia aeróbica. Es fundamental mantener la fuerza explosiva, la potencia a lo largo de la temporada. Es decir, si umbral anaeróbico al principio de temporada es de 14,5 kilómetros por hora o 15 kilómetros por hora, a lo largo de la temporada no sólo debo mantenerlo, sino que debo incrementarlo, o acercarlo lo más próximo al consumo máximo de oxígeno. Eso en cuanto a resistencia. Y luego en fuerza, los picos de potencia y la potencia media desplazarla todo lo posible hacia velocidad y algunas partes de la temporada buscar objetivos entre potencia, pico-potencia y fuerza máxima.

Alto Rendimiento: -Estos dos contenidos estrella que acabas de citar, ¿cómo los organizamos a lo largo de la pretemporada y de temporada?

Paulino Granero: -Bueno, la pretemporada directamente ya hoy en día… En cuanto acaba la temporada cada jugador tiene su plan de entrenamiento individual, los que llegan de vacaciones. Y ellos saben y son conscientes de que desde el primer día de pretemporada ya las cargas de entrenamiento suelen ser altas. Porque no hay tiempo para preparar partidos de competición europea, incluso partidos de supercopa o primer partido de liga. Y ya desde la primera semana solemos encontrarnos con dos o tres partidos de liga. Incluso ya la primera semana de septiembre hay partidos de equipos nacionales. Entonces ellos son conscientes de que tienen que llegar al primer día de entrenamiento de pretemporada en buen estado de forma y sino en buen estado de forma habiendo hecho algo. Y desde el primer día empezamos con dobles sesiones las dos primeras semanas y solemos hacer por la mañana un buen trabajo de aeróbico. En la mayoría de las veces metemos balón, empezamos haciendo capacidad aeróbica. No trabajando más de cuatro o cinco milimoles de lactato y por las tardes incluso también metemos series cortas, series intermitentes en los que rozamos los cinco o seis milimoles de lactato. Y a lo largo de la pretemporada vamos metiendo un día sí, un día no, un día sí y un día no, trabajo intermitente, potencia aeróbica. Rozamos el límite de los cinco o seis milimoles de lactato y en cuanto a fuerza o a potencia, es: un día sí, un día no, un día sí, un día no. Hacemos trabajo también de fuerza en gimnasio, las dos primeras semanas, luego vamos al campo, intentamos hacer todo el trabajo de fuerza en campo -como te explicaba antes- con balón, con trabajo integrado, con acciones técnico-tácticas y en el que se manifieste -por así decirlo- las acciones que luego se van a dar en el partido, la competición.

Alto Rendimiento: -Paulino, ¿podrías desarrollar un poco más cómo realizáis este trabajo de fuerza explosiva, de potencia en el campo con balón?

Paulino Granero: -Bueno, pues solemos montar cinco, seis estaciones en el que solemos poner ciertos aparatos, como suelen ser vallas o trabajo de elástico o arrastres o empujes o tirones o con ciertas vallas solemos hacer dos, tres saltos, buscar una pared con un compañero o con un entrenador auxiliar. Mientras un jugador entra por el medio, a lo mejor un banda derecha hace otra acción diferente, suelen pasar balón entre ellos, suelen centrar y suelen ser acciones muy cortas que no lleven más de cinco o seis segundos de tiempo. Suelen hacer dos, tres repeticiones por cada estación y suelen rotar entre las cinco, seis estaciones que hacemos. No solemos pasar de 25, 30 minutos de trabajo en volumen en cuanto a la fuerza explosiva en campo, porque luego junto con el trabajo integrado, junto con el trabajo técnico- táctico del primer entrenador, segundo entrenador, intentamos que no superen lo que son los 70 minutos de esfuerzo intenso del cuerpo explosivo, porque la carga suele ser alta, porque suelen verse por la mañana al día siguiente práctica en asa de 1.500, incluso por encima y no queremos llegar a esos niveles porque ya solemos ver que hay riesgo de lesión bastante altos y no queremos llegar a esos niveles. Nosotros intentamos ajustar al límite cualquier acción, cualquier repetición, controlando con parámetros sanguíneos, con aparatos, viendo plantinquinasa, aurea, muño, etcétera, para ajustar la carga lo mejor posible y con acelerómetros, con giroscopio, con magneto, con GPS. Y así intentamos controlar todo al límite.

Alto Rendimiento: -Paulino, ¿y cuál es la importancia que le das a la tarea jugada y cómo podéis orientar ésta en función del objetivo condicional perseguido?

Paulino Granero: -Bueno, eso es lo que solemos hablar con el cuerpo técnico antes de salir a la sesión, al campo a trabajar. Entonces, por ejemplo, hay al momento lo que el entrenador quiere trabajar asiento técnico- tácticos y mi función y labor es decirle: “Mire, yo aquí hasta cierto tiempo es lo que haría” Ó: “Este es el número de repeticiones que yo hago”. ¿Me explico? Por ejemplo, el entrenador quiere jugar una acción de seis, lo que es un dos- tres- uno en ataque contra línea de cuatro y un pivote por ejemplo. El entrenador pone los jugadores en situación táctica, en situaciones de campo, en posición. Y a partir de ahí es donde ya tenemos que medir la variable tiempo, la variable intensidad, ir diciéndole al entrenador cuándo debe terminar el ejercicio, cuánto es el tiempo de recuperación que debe estar. Y así es como lo vamos haciendo. Las tareas yo no las puedo modificar en cuanto a lo técnico-táctico porque él es el que propone las tareas, pero sí puedo aconsejar lo que son los términos fisiológicos, por así decirlo, los tiempos, el número de repeticiones e ir controlando variables que nos van diciendo la fatiga neuromuscular del jugador o la fatiga cardiovascular o el grado de esfuerzo, etcétera.

Alto Rendimiento: -Gabriel, nos has citado la variable intensidad. ¿Cómo controláis y valoráis esta variable dentro de la tarea jugada?

Paulino Granero: -Para mí la intensidad o grado de esfuerzo, como se denomina, los jugadores suelen llevar un acelerómetro -en este caso de una marca española Wim de Realtrack Systems, que es un giro que lleva un acelerómetro de casi 1500 hercios y que nos permite controlar cualquier acción que se realiza en el campo, por muy pequeña que sea. Y con ese acelerómetro vamos viendo lo que es el daño neuromuscular que sufre el jugador en cualquier cambio de dirección, en cualquier salto, en cualquier giro, y se controla la sesión por número de cambio de dirección, número de giros, número de impactos que recibe el jugador, de frenadas, trabajo excéntrico. Y luego también utilizamos un aparato que se llama Moxi que es un medidor de saturación de oxígeno en músculo y con este aparato solemos mirar cómo satura el oxígeno a nivel muscular del jugador y vamos viendo si el aporte de oxígeno es suficiente, no es suficiente, independientemente de los pulsómetros que tantos años nos han permitido controlar la caja cardiovascular. Son muchos pequeños detalles y son muchos instrumentos y aparatos e historias que utilizamos para controlar la carga, la intensidad.

Alto Rendimiento: -Paulino, ¿se está empezando ya a establecer algún paralelismo entre la medición de las aceleraciones y lo que realmente sería un trabajo de fuerza?

Paulino Granero: -Se da una correlación bastante alta entre las aceleraciones y el trabajo de fuerza orientado a ese tipo de tarea. Y por supuesto que sí, ya lleva un tiempo. Ya Julio Tobos empezó a trabajar con este tema desde el año 2000 o antes. O sea, no es nada novedoso. Lo que pasa que hay gente que ha ido investigando y hay gente que se ha incorporado más tarde al sistema. Pero al día de hoy el tema del cambio de dirección con la aceleración y su relación en cuanto al tema de fuerza está muy presente al día de hoy.

Alto Rendimiento: -Paulino, ¿cómo valoráis el estado de forma del futbolista, sobre todo desde un punto de vista de prevención de lesiones?

Paulino Granero: -Bueno pues eso desde la primera sesión junto con los oficios, solemos hacer una planilla de control de todos los músculos y articulaciones del jugador. Intentamos ver cada punto débil, ver el historial clínico de cada jugador y junto con el análisis que se hace de esas primeras sesiones en pretemporada, a lo largo de la pretemporada intentamos ajustar al máximo cada punto débil con el que suele llegar el jugador. Y a lo largo de la temporada ellos suelen llegar una hora antes o 30 minutos antes a la clínica con los fisios y tienen su trabajo específico e individual en el que se observa desde un psoas que suele estar acortado, un psoas que está cargado, un isquio que está cortado o un aductor sobrecargado. Cualquier punto débil que presente el jugador por la mañana antes del entrenamiento se suele corregir. Desde luego cada jugador tiene una plantilla de trabajo individual que suele trabajarla media hora antes de salir al campo. Y todo está muy relacionado con problemas anatómicos, problemas estructurales, problemas de compensaciones. Para eso juegan un papel muy importante los fisios del club a la hora de ver posiciones anatómicas de cadera, de pelvis, de columna, rodillas, rodillos, omóplatos, escápulas, todo. Desde la cabeza hasta el dedo gordo del pie está todo estudiado por parte de los fisios y luego ya el tema físico lo controlo yo más. Y trabajamos en equipo. La verdad que ha sido una maravilla para mí los últimos cuatros años y medio, trabajar con dos fisios impresionantes en el CSK.

Alto Rendimiento: -Paulino en este sentido ya va mi última pregunta. Para terminar, cuéntanos cómo está siendo esta experiencia en Rusia con el CSK. ¿Cómo es el fútbol allí, cómo te estas sintiendo? Cuéntanos un poco tus vivencias.

Paulino Granero: -Pues la vida en Rusia es bastante dura por las condiciones climáticas. Moscú es una ciudad gigante. Hay gente que dice que son 17 millones, otros dicen 14, otros 20 de personas y el tráfico es terrible. Pero así como te puedo contar que al principio cuesta adaptarte y es difícil por el idioma y por ciertos motivos más, luego cuando llevas un tiempo la gente es muy cariñosa. Si observan que vas a trabajar y que te entregas tu a ellos, ellos se entregan a ti y son gente maravillosa. Eso por un lado. Por otro en cuanto al CSK como club, es un club grandioso, un club gigante, un club que reúne todas las condiciones para estar en Europa año por año. Que todo está muy bien dirigido, todo muy bien organizado con buena ciudad deportiva, un club preparado para la alta competición. Todo ha sido muy fácil porque desde el primer día siempre me encontré con un compañero que se llama Víctor Onozco y me ayudó a traducir. Jugó muchos años aquí en España, de hecho vive en Oviedo. Y tener una persona que habla español en Moscú, que te abra las puertas en todo a la hora de poder trabajar. Y luego para mí el hecho de ir pasando el tiempo y poder conseguir algún que otro triunfo ha sido muy positivo a la hora de que te valoren como profesional, que todo salga bien, la ayuda de tu familia, de tu mujer, de tu hijo, el que estén a tu lado en el día a día. Ha sido todo verdaderamente maravilloso. El trabajo allí por suerte para los españoles que estamos allí está bien reconocido e intentamos siempre que podemos, ayudarnos entre nosotros y hay muy buenos amigos entre todos los españoles que estamos por aquí y que estamos llevando incluso todos los compañeros posibles para otros clubs, presentarlos y ayudarles en la medida de lo posible.

Otras entrevistas

Responder

Otras colaboraciones